Nunca calmes demasiado tus síntomas

GestaltTerapia Madrid (10)Mientras haya síntoma, es que es necesario que esté. Es de capital importancia.

Por ejemplo si te clavaste un cristal en el pie, te dolerá mientras cicatrice para que no agrave la herida.
Si no te doliera seguirías caminando sin cuidar la herida y no permitirías que se cure.
Esta es la función del dolor.

 

El cerebro no se equivoca. Si hay dolor es porque el cerebro dice: “A reposar”.
Hemos de respetar esa inteligencia innata que nos ha permitido sobrevivir desde hace tantos millones de años.

Dr. Hamer

.

.

.

A %d blogueros les gusta esto: